Emite Interpol ficha roja para ubicar a ex presidente de Cooperativa Cruz Azul

Agencias

MÉXICO, 21 DE AGOSTO DE 2020.- La Fiscalía General de la República (FGR) solicitó la colaboración de la Interpol para localizar y detener al ex presidente de la Cooperativa de la Cruz azul, Guillermo Billy Álvarez Cuevas, y su socio Víctor Manuel Garcés Rojo, ex representante jurídico de la compañía cementera, ya que ambos son considerados prófugos de la justicia mexicana, por haberse librado una orden de captura en su contra por su presunta participación en los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita y delincuencia organizada.

La petición a Interpol se realiza luego de más de 10 días de búsqueda por parte de elementos de la Policía Federal Ministerial y que se solicitara a las autoridades del Instituto Nacional de Migración (INM) la emisión de una alerta migratoria por si alguno de ellos es detectado intentando salir del país.

Los dos empresarios y siete personas más están acusadas de participar en una red delictiva que desvío más de mil 200 millones de pesos de la sociedad cooperativa a través del supuesto pago de bienes y servicios a empresas fachada.

Por otra parte, integrantes de dos facciones de la Cooperativa Cruz Azul, una conformada por simpatizantes del director general Billy Álvarez, prófugo de la justicia, y otra, constituida por disidentes u opositores al directivo, se enfrentaron la noche del miércoles en las afueras de la planta de la fábrica de cemento ubicada en la localidad de Jasso, Hidalgo.

En la confrontación, cuyo saldo fue blanco, hubo explosiones de cohetones y disparos al aire. No se sabe con certeza cuál de los dos grupos realizó las detonaciones. También se arrojaron gases lacrimógenos.

El sector conocido como disidentes, encabezado por Víctor Velázquez y José Antonio Marín, quienes presiden los consejos de Administración y Vigilancia de la Cooperativa, así como por Wilfrido Arroyo, ex gerente de la planta, intentaron de forma infructuosa apoderarse de las instalaciones, lo que fue impedido por cooperativistas afines a Álvarez, tras lo cual se retiraron.

Después de un par de horas que duró el enfrentamiento, 40 elementos de la Policía Municipal de Tula y Seguridad Pública Estatal arribaron a las instalaciones de la cementera para evitar otro choque.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: