Así funcionarán las guarderías del IMSS en la reapertura

(Agencias)

CDMX, 8 DE JULIO DE 2020.- Las guarderías del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) comenzarán a retomar sus actividades a partir del 9 de julio, luego de permanecer cerradas por la emergencia sanitaria.

Las autoridades del IMSS, a través de un comunicado, informaron que el servicio se reanudará con un porcentaje de su capacidad y estará sujeto a la semaforización epidemiológica.

Esta medida tiene el objetivo de apoyar a las madres que laboran, para que puedan utilizar el servicio mientras realizan sus actividades esenciales y conservar su empleo.

El reinicio de labores, este 9 de julio, será con apego a las recomendaciones de sanidad que brinda la Secretaría de Salud (SSu) y el semáforo epidemiológico establecido por el Gobierno federal y los gobiernos estatales.

Los niños se someterán a medidas de sanidad para evitar contagios en las instalaciones. Foto: Imagen de referencia, Elizabeth Ruiz, Cuartoscuro

El servicio de guardería está considerado como una de las actividades esenciales, por lo cual puede tener operaciones conforme al “ACUERDO por el que se establecen acciones extraordinarias para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2 de la Secretaría de Salud, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 31 de marzo de 2020”.

También se realizaron encuestas para conocer cuántas usuarias se encuentran laborando durante la emergencia sanitaria y requieren del servicio para sus hijos.

Luego de analizar los resultados, se determinó la fecha para comenzar actividades con una “operación diferenciada de acuerdo al semáforo epidemiológico por localidad”.

Debido a esto, las autoridades expresaron que “si una unidad se encuentra en una localidad con semáforo epidemiológico en rojo, sólo se atenderá a hijos de trabajadoras en actividades esenciales y en un 25 por ciento de la capacidad; en semáforo naranja, se incluirá a madres que estén trabajando sin importar si se trata de actividad esencial y se atenderá en un 50 por ciento de la capacidad de la guardería; en semáforo amarillo será en un 75 por ciento de la capacidad, hasta llegar al 100 por ciento en semáforo verde”.

El protocolo de operación de las unidades está basado en evidencias científicas sólidas, con el propósito de que las guarderías sean un sitio adecuado para los infantes y en el cual no corran peligro de contagiarse por la COVID-19.

Entre las acciones a seguir dentro de las instalaciones está el fortalecimiento de medidas generales de salud, higiene y limpieza, como: sana distancia, lavado de manos, uso de cubrebocas y careta por parte del personal que atiende a los niños.

Además, se fortalecerá el filtro de sanitización para los pequeños; se contempla la instalación de una estación de higiene en el vestíbulo de cada centro; se sanitizarán las suelas de los zapatos, se aplicará gel a base de alcohol al 60-80 por ciento en manos y se medirá la temperatura de los infantes.

En caso de que un menor presente síntomas relacionados con el coronavirus “se emitirá un formato de Valoración Médica para que sea llevado por sus padres a la Unidad Médica Familiar que le corresponde”.

Por último, las autoridades del Seguro Social indicaron que “en el supuesto de que se confirmara un caso o casos de COVID-19 en alguno de los centros de atención infantil del IMSS, se seguirán las recomendaciones emitidas por el Responsable de Vigilancia Epidemiológica de la Unidad Médica de apoyo; el tiempo de suspensión de actividades y las medidas de aislamiento que se requieran quedarán supeditados a las indicaciones del Área de Vigilancia Epidemiológica del Seguro Social”.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: